LA AUDIENCIA PROVINCIAL DE MADRID DECLARA NULA LA TARJETA PASS DE CARREFOUR

La sentencia dictada en fecha 24 de septiembre de 2020 por el Juzgado de primera instancia 102 de Madrid ha sido ratificada por la Audiencia Provincial en sentencia de 18 de febrero de 2021, tras desestimarse el recurso de apelación interpuesto a instancias de Carrefour EFC SAU, obligando en consecuencia a retirar la cláusula de interés remuneratorio por considerarse abusiva.

¿Qué resuelve la sentencia?

La cláusula en cuestión, que establecía un 21.99% TAE en un contrato de tarjeta de crédito revolving ha sido declarada nula por falta de transparencia.

La citada resolución judicial hace referencia la Sentencia del Tribunal Supremo de 21 de enero de 2021, que recuerda la exigencia de control de incorporación en toda clase de contratos y de transparencia reforzada en la contratación con consumidores.

Por otro lado, se recuerda que la Sentencia del Tribunal Supremo de 4 de marzo de 2020 admite el control de transparencia de las cláusulas relativas al interés remuneratorio, crédito revolving, por tratarse de una condición general impuesta, presupuesto fáctico concurrente en el presente caso por tener la demandante en la relación jurídica analizada la consideración de consumidora.

En este caso concreto, se indica un interés TIN 20.04% (TAE 21.99%), un contenido que no permitiría conocer ni el alcance real de los efectos económicos en la aplicación del interés retributivo pactado, ni la información sobre la proporción de pago de amortización de capital y de los intereses, no habiendo podido ser comprensible durante la simple lectura por parte del consumidor y sin que constara que se facilitara en este caso concreto a la cliente información clara y suficiente para que pudiera tener conocimiento de cuáles serían las consecuencias económicas del pacto.

¿Por qué la cláusula es abusiva?

En este punto, la resolución remarca que la carga económica de este tipo de contratos de tarjetas revolving, concepto éste del que tienen que informar adecuadamente desde el propio banco o entidad, viene determinada por tres elementos: capitalización de intereses de la operación, variabilidad del límite de crédito que permite el incremento de la deuda y mínima cuota de amortización que prolonga el crédito de una forma casi indefinida.

En particular, la sentencia establece:

La cláusula 8.2 del contrato, con el título Modalidad Crédito, indica interés del 20,04% anual (TAE 21,99%), contenido que no permite conocer el alcance real de los efectos económicos en la aplicación del interés retributivo pactado, por las circunstancias concurrentes en este tipo de operaciones de crédito, señaladas por la STS de 4 de marzo de 2020 al establecer “….y las propias peculiaridades del crédito revolving, en que el límite del crédito se va recomponiendo constantemente, las cuantías de las cuotas no suelen ser muyelevadas en comparación con la deuda pendiente y alargan muy considerablemente el tiempo durante el que el prestatario sigue pagando las cuotas con una elevada proporción correspondiente a intereses y poca amortización del capital, hasta el punto de que puede convertir al prestatario en un deudor «cautivo», y los intereses y comisiones devengados se capitalizan para devengar el interés remuneratorio…..”, información sobre proporción de pago de amortización de capital y de intereses no inferible de la simple lectura por contratante consumidor, sin que conste fuera facilitada a la demandante información clara y suficiente para tener conocimiento de las consecuencias económicas pactadas.

Las razones expresadas llevan a desestimar el recurso de apelación y a confirmar íntegramente la resolución recurrida.

¿Qué supone la sentencia?

Esta resolución supone un espaldarazo sin precedentes en las pretensiones de miles de clientes de Carrefour, atrapados con esta tarjeta de crédito que, comercializada usando como gancho descuentos en la compra de productos, era ofrecida en muchos casos por las mismas dependientas de caja, profesional sin la cualificación suficiente para explicar las características y consecuencias de la contratación de la tarjeta Pass de Carrefour.

¿Cómo reclamar?

En resumen, todos quienes contrataron esta tarjeta con Carrefour podrán solicitar la nulidad de la cláusula de interés remuneratorio y, en consecuencia, reclamar la devolución de las cantidades indebidamente abonadas como consecuencia de la imposición de dicha cláusula.

Es recomendable solicitar mediante escrito dirigido a Carrefour EFC SAU la retirada de la cláusula. De no atender la financiera a la solicitud, será preciso presentar demanda de juicio declarativo, junto con el contrato de la tarjeta y el extracto de los pagos realizados con la misma. Para ello deberán ponerse en manos de abogados especializados en derecho bancario.

José María Alonso Martín

Abogado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s