¿Cómo tramitar una solicitud de marca nacional?

OEPM ALONSO & WEBER ASESORES

La solicitud de marca nacional constituye uno de los trámites administrativos más desconocidos por los empresarios en nuestro país. Desde estas páginas intentaremos explicar los aspectos fundamentales de la tramitación de solicitud de una marca en España.

¿Qué debe hacer el empresario?

1. Completar el impreso de solicitud.

Será imprescindible cumplimentar el correspondiente impreso mecanografiado o con un procesador de texto. La información en él contenida deberá coincidir en todo con la realidad de la marca, pues de ello dependerá en buena medida que la solicitud sea aprobada.

2. Abonar las tasas.

Es importante recordar que dicho abono dará derecho al uso de la marca hasta que transcurran diez años y sea necesaria su renovación, momento en el cual será necesario abonar otro importe para dicho efecto.

3. Incluir elementos gráficos.

Si la marca consistiera en elementos gráficos, será preciso incluir cuatro reproducciones del mismo, a ser posible a color, así como una descripción de los colores incluidos en el gráfico.

4. Definir la actividad.

La determinación de la actividad o producto vinculado a la marca que deseamos registrar es de vital importancia, pues dichas actividades y productos se encuentran definidas en la Clasificación Internacional de Niza.

5. Seguir el procedimiento.

Una vez abonadas las tasas y enviada la solicitud, se procede a su publicación en el Boletín Oficial de la Propiedad Industrial, para dar oportunidad a oposición de terceros. El plazo para obtener una resolución de la Oficina Española de Patentes y Marcas oscila entre 12 y 20 meses, dependiendo de que exista o no oposición. Cualquier novedad en el procedimiento le será notificada al solicitante en el domicilio que haya designado para tal fin.

¿Qué hará la Oficina Española de Patentes y Marcas?

1. Recibir la solicitud.

Dándole fecha y hora de entrada e identificando el expediente.

2. Examinar la forma.

Comprobando que no existan defectos en la solicitud y que se haya incluido toda la información necesaria para abrir el nuevo expediente.

3. Examinar la licitud.

En la mayoría de los casos se realiza junto con el examen de forma,  directamente por la OEPM, verificando que el solicitante está facultado para realizar la solicitud. De no superar el examen de licitud, la solicitud es automáticamente denegada.

4. Publicación de la solicitud y notificación a titulares de derechos anteriores.

El objeto es que los titulares de derechos que puedan ser vulnerados por la aprobación de la nueva solicitud puedan plantear oposición a la misma.

5. Examinar el fondo.

En caso de que se hubieren planteado oposiciones, la tramitación se suspende, comunicando en ese momento del procedimiento al solicitante los reparos y oposiciones a fin de que formule alegaciones.

6. Denegación o concesión.

En caso de que el solicitante no hubiera contestado al suspenso en el plazo establecido, se denegará la solicitud, bien total o parcialmente.

En el supuesto de que la solicitud de la marca no incurriera en prohibición alguna ni se hubieren planteado oposiciones a la misma, se concederá la marca por la Oficina Española de Patentes y Marcas. El solicitante deberá retirar el título del registro de la misma, no debiendo por ello abonar tasa alguna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s